julio 16, 2024

El Secretario de Salud, doctor Virgilio Jiménez Patiño destacó que la política diseñada dentro del Sistema Nacional de Salud, que cuenta con acciones claras y precisas para la atención de las mujeres embarazadas, han permitido disminuir considerablemente la mortalidad materna.

“Tenemos avances considerables en Baja California Sur, sin embargo no son satisfactorios, toda vez que no se debe registrar ni una sola muerte materna”, dijo al extender un reconocimiento a todas las instituciones del sector salud que mediante el intercambio de servicios y aplicando en forma determinante la política del cero rechazo, permite avanzar para proteger a todas las mujeres embarazadas.

Comentó que en el marco del VIII Consejo nacional de Salud, celebrado en Tlaxcala, se destacó que el país logró una reducción de la mortalidad materna en 2013 de 9.7 por ciento, con respecto al 2012. Alcanzada como resultado de la suma de esfuerzos y acciones implementadas por el Sistema Nacional de Salud, a favor de la salud de la mujer durante el embarazo, parto y puerperio.

Virgilio Jiménez Patiño, sostuvo que en el país y Baja California Sur se tienen avances importantes, sin embargo renovó el exhorto a todas las instituciones del sector salud en la entidad, para redoblar los esfuerzos.

De manera puntual el Secretario de Salud se refirió al personal del hospital Juan María de Salvatierra, “por la trascendencia que tiene la confianza que se han ganado dentro de la sociedad, la cual origina que un mayor número de mujeres embarazadas busquen atenderse en estas instalaciones”.

De conformidad con el plan piloto de la Universalidad de la Salud, a través del intercambio de servicios de salud y la política del cero rechazo que se impulsa entre el IMSS, el ISSSTE y los hospitales del sector salud, “es que vamos avanzando para garantizarle a las mujeres embarazadas y a sus hijos, una puntual y adecuada atención que garantice la salud de este binomio”.

El Secretario de Salud agradeció al personal de las instituciones de salud por el esfuerzo que diario realizan en las unidades médicas, “porque su trabajo profesional, dedicado y esforzado, permite una atención con calidad y calidez, como son los propósitos de la política de salud”.

Sobre los avances que en materia de disminución de la mortalidad materno-infantil se dieron a conocer en el Congreso Nacional de Salud, refirió, “son un aliciente para todos los trabajadores e identifican que Baja California Sur está cumpliendo con la estrategia nacional trazada en beneficio de las mujeres embarazadas”.

El VIII Consejo Nacional de Salud, fue exitoso pues en esta reunión se analizan los resultados obtenidos en todo el país, detallados por entidad federativa, se conocen las experiencias positivas y se replantean acciones y estrategias para ajustarse a las condiciones o necesidades propias de cada región, para fortalecer programas y avanzar en materia de atención a la salud de la población, concluyó el doctor Virgilio Jiménez Patiño.

 

About The Author