julio 16, 2024

Después de un largo recorrido de más de cuatro mil kilómetros, las mariposas Monarca comenzaron a llegar con puntualidad a sus refugios de invierno en la Reserva de la Biósfera Mariposa Monarca en los Estados de México y Michoacán, para resguardarse de las bajas temperaturas del norte del continente, informó la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) y la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP).

Gloria Tavera Alonso, directora de la Reserva de la Biósfera Mariposa Monarca, explicó que este diminuto organismo de tan sólo medio gramo, ingresó a México durante la primera semana de octubre a través de los estados de Coahuila y Tamaulipas para seguir su ruta migratoria hacia los santuarios del Estado de México y Michoacán, pasando por Nuevo León, San Luis Potosí, Querétaro, Guanajuato, Hidalgo y Estado de México.

En esta travesía las Monarca se alimentan, reposan y resguardan en una diversidad de árboles y arbustos que encuentran a su paso. Durante los últimos días, los insectos han teñido de naranja los cielos de ciudades como Saltillo, Monterrey y Ciudad Victoria, por lo que han sido vistas y admiradas por la población de estas urbes.

Hoy en día las Monarca llegan poco a poco a las montañas de la Reserva de la Biósfera y realizan el vuelo de reconocimiento para decidir el mejor lugar donde van a pasar el invierno. Las siguientes dos semanas serán fundamentales para que se establezcan y formen colonias.

La apertura oficial para visitar los santuarios es el 22 de noviembre; los paradores turísticos abiertos al público son: en el estado de Michoacán, El Rosario y El Asoleadero, municipio de Ocampo; Senguio, municipio de Senguio; Sierra Chincua, municipio de Angangueo; asimismo, en el estado de México, Capulín y Macheros, municipio de Donato Guerra; La Mesa, municipio de San José del Rincón; y Piedra Herrada, municipio de San Mateo Almololoa.

El sector ambiental del Gobierno de la República exhorta a la sociedad en general a visitar los santuarios de la Monarca a partir del 22 de noviembre y hasta el 31 de marzo del 2015, así como a colaborar en la conservación de este fenómeno migratorio siguiendo el código del turista responsable.

About The Author